viernes, 7 de diciembre de 2012

47

Stress. Cuando el ambiente de trabajo es susceptible de producir daños en la salud del trabajador ocasionando una efectiva incapacidad, ese ambiente debe ser considerado como el riesgo o vicio de la cosa al que se refiere el art. 1113, Código Civil. En el caso, al haber quedado demostrado que la actora trabajaba en jornadas extensas y expuesta a una sobrecarga de trabajo dado que no contaba con relevos, se concluyó que las condiciones de trabajo configuraron una razón de estrés apreciablemente mayor que la que puede suponerse normal en la vida de una persona sometida al ambiente en que se mueve. Así, la actora padeció un cuadro de parálisis facial sin secuelas físicas y se le determinó un cuadro de reacción neurótica fóbico-depresiva de grado III, que determinó una incapacidad del 20 % de la total obrera, por la cual fue indemnizada en $ 54.681. Libro. Las nuevas enfermedades laborales. Martin Souto. Editorial Induvio. O. A. V. vs. Coto C.I.C.S.A. y otro s. Despido. Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo Sala X; 25-10-2010.

No hay comentarios:

Publicar un comentario