viernes, 7 de diciembre de 2012

84

Trabajador obligado al pago de cuota alimentaria. El daño patrimonial de los pretensores, damnificados indirectos, (cónyuge e hijos menores del trabajador fallecido durante trámite de divorcio), equivale al importe de las cuotas alimentarias pactadas entre el causante y su esposa, que en el caso ascendía al 30% del sueldo que percibía el trabajador en la época del siniestro. Su muerte frustró la expectativa de los cuatro legitimados a percibir dicha cuota alimentaria mensual, por lo que debe establecerse el capital que a la tasa usual del 6 % anual rinda un interés equivalente a dicha cuota y en él se debe incluir el de la renta vitalicia contratada en los términos del art. 18, Ley 24557. (Del voto en minoría del Dr. Morando.). Bertelli, Elba por sí y en representación de su hija menor y otros vs. Ingenio y Refinería San Martín del Tabacal S.A. s. Accidente. Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo Sala VIII; 29-06-2007.

No hay comentarios:

Publicar un comentario